¿Quién fue el primero en dar la vuelta al mundo? ¿Enrique de Malaca?

Nos gustan los primeros puestos, es lógico. Somos seres curiosos por un lado pero tampoco tenemos la capacidad para retener datos infinitos. Nos encantan las listas, los rankings y las competiciones. Y ese espíritu agonístico es aún más marcado en las grandes acciones. Si yo le pregunto acerca de quien llegó el primero a América o pisó la luna me sabrá responder, pero el segundo, tercero y cuarto eso es otra historia. ¿verdad?

¿Quién fue el primero en circunnavegar el mundo?

Parece ser que hasta en los hechos más o menos objetivos ha habido margen para el gusto. Depende donde pregunte le responderán diferente, algunos le dirán que Magallanes.

Magallanes es cierto que preparó y dirigió buena parte de la primera expedición que dio una vuelta completa al mundo entre 1519 y 1522. Pero encontró la muerte en una isla de Filipinas, en Mactán.

Siendo más concretos le llevaron la muerte los hombres del jefe Lapulapu y allá quedó. No llegó nunca a volver a Castilla, y por “solo” unas cuantas jornadas de navegación no dio la primera vuelta al mundo, pues ya había estado en Malaca – en la actual Malasia- anteriormente. Así que a pesar de su gesta, Magallanes no puede ostentar este título de la primera vuelta al mundo. Las cosas del destino, ser famoso por algo que no consiguió en persona – desde luego se le puede considerar el actor intelectual-.

expedición de Magallanes-Elcano

Juan Sebastián Elcano suele ser la persona sobre la cual suele caer este galardón de ser el primero en dar la vuelta al mundo. Ya que en efecto estaba desde la salida de la expedición y fue uno de los escasos supervivientes que pudo volver para contarlo. Juan Sebastián Elcano es considerado como la primera persona documentada como dar la primera vuelta al mundo.

Junto con el iba  el cronista Antonio Pigafetta, cuyo texto Relación del primer viaje alrededor del mundo (1524) es lectura obligada para los amantes de la geografía y los viajes. Es curioso que Pigafetta no se hace eco de la figura de Elcano, en un clamoroso silencio por su parte. 

Pero el tema, es que siempre podemos presentar la realidad de forma que case con nuestros intereses. Eso pasa también en este tema. Durante la era de las exploraciones las rutas hacia las nuevas tierras y su control eran materia de estado. Tan importante era mantener el comercio propio como estorbar el ajeno para hacerse paso. Ahí encontramos la figura de Francis Drake, corsario y explorador entre muchas otras ocupaciones. 

En el caso de Drake el mérito que se le otorga es el de haber liderado una vuelta al mundo desde el principio hasta el fin, entre 1577 y 1580. Esto es un declarado contraste con la anterior expedición de Magallanes, que tuvo varios mandos.  También tiene el honor de ser el primer inglés en hacerlo. 

Primera vuelta al mundo por accidente: Enrique de Malaca

Es verdad que hay una baile de sillas con este tema. Magallanes sigue siendo una figura poderosa en el subconsciente colectivo y se le suele nombrar en la relación de grandes navegantes. Esto es en buena medida gracias al trabajo de Pigafetta que se encarga de versar sobre su capitán, haciendo además de lado a Juan Sebastián Elcano. Pero eso es otra historia. 

enrique de malaca

Representación de Enrique de Malaca

Hay una figura interesantísima. De la cual apenas sabemos algo, pero que casi la hace aún más novelesca. Se trata de Enrique de Malaca, un esclavo que compró Magallanes cuando se encontraba allí al servicio del Rey de Portugal. Imaginarse, un esclavo que compra el navegante y toma bajo su servicio. Lo bautiza y desde entonces le sirve fielmente. Desde Malaca acompaña a Magallanes a Sevilla, ya tiene ese tramo cubierto para el contador. De Sevilla volvería a partir con Magallanes por el Atlántico, el cruce del estrecho de Magallanes y la terrible travesía por el Pacífico. 

No sabemos de donde es originario, se han barajado varias opciones. Se ha hablado de Sumatra, de la propia Malaca e incluso de Filipinas. Este hombre durante el viaje tenía la labor de intérprete, ya que conocía el idioma malayo. Este es un punto interesante ya que cuando llegan a las Filipinas, puede comprender el idioma de sus habitantes. 

Allí, los acontecimientos toman un cariz violento tras la muerte del navegante portugués. Magallanes en su testamento había después que en caso de morir a Enrique le sería dada su libertad. Esta cláusula, de la que el interesado debía saber sin duda , no fue respetada por los nuevos mandos de la expedición. Lo retuvieron para que siguiera sirviendo de interprete, negándole su recompensa. De forma que Enrique conspiró para lograrla, orquestando un golpe contra sus carceleros y su huida. 

No sabemos que es lo que ocurre con el tras escapar. Es una historia con final abierto. Lo cierto es que puede escapar y ni portugueses ni castellanos vuelven a tener noticias suyas. Ya fuera que se quedará en Cebú -por ser de allá- o volviera a Malaca por su cuenta, podríamos estar en la primera vuelta completa al mundo. Aunque esta se realizara en dos viajes y de forma absolutamente casual lo sería. Al resto de la flota del malogrado Magallanes le quedaba aún para volver a Sevilla un viaje accidentado.

Es muy curioso el tema, quedando a la fantasía por habitar en el mas oscuro de los enigmas. De Enrique sabemos poco, por no saber no sabemos ni su nombre real – Panglima Awang se le llama en algunas novelas-, no tenemos pistas de su trasfondo ni el resto de su vida una vez luchada y ganada su libertad.

Pero nos seduce la idea de que esa posible y nebulosa primera vuelta al mundo fuera para Enrique la culminación de su propio viaje personal, en el cual ganó la posibilidad de regir su propia vida y redimirse de la esclavitud. Que para aquel hombre arrancado de su hogar apenas siendo un niño el final fuera volver a sus orígenes, a su hogar. Si Drake era el primer inglés, él fue el primer paisano de su tierra de origen en dar esa vuelta al mundo. 

Resulta conmovedor que la primera vuelta al mundo, presentada durante siglos como una hazaña de corte colonizador acabara con la vuelta a casa de un prisionero no occidental, de un hombre que probablemente no volviera a querer saber de Europa después de haberlo visto todo.

O no, quién sabe. 

 

 

Recomendaciones:

Zweig, S. (2019). Magallanes: El hombre y su gesta. Madrid: Captain Swing Libros.

Pigafetta, A. (1524). Relación del primer viaje alrededor del mundo: noticias del Mundo Nuevo ...

 

Deja una respuesta